CHEVY EL CAPITOLA: UN CARRO MODIFICADO, RARO, Y CON MOTOR V8

Presentamos el Chevrolet “El Capitola”, una especie raro, extraño y especial al mismo tiempo. Un modelo con un corazón motriz capaz de despertar una gran potencia, característicos de los grandes ejemplares de su época. Y que ha tenido lugar en el 28º Concurso de Elegancia de Greenwich, desarrollado a principios de este mes en Connecticut, destacándose como uno de los ganadores del evento que duró tres días. Todo esto se resume en este modelo 210 de 1957.

Según informó el sitio GM Authority se trata de un modelo que fue una de las grandes atracciones de la cita automotriz a la que asistieron más de 120 vehículos el sábado 1 de junio y otros 120 el domingo 2 de junio. Fue ese sábado cuando el Chevy 210 que aquí se presenta ganó el prestigioso premio “Best of Show - Concours de Sport” de 2024.

Cómo es el “Chevy Capitola”

Este Chevy 210 de 1957 pertenece a Tim McMann. El Capitola fue diseñado y construido por Sam Barris entre 1957 y 1958, tras ser encargado por Don Fletcher. Barris Kustom City se encargó del interior, la pintura y los vidrios en 1958. El resultado es una evolución del diseño original del Chevy 210, aunque aún se reconoce como parte de la serie Tri-Five.

Para crear “El Capitola”, se debió modificar la carrocería del 210 recortándola tres pulgadas en la parte delantera y cinco pulgadas en la trasera. Se eliminaron los postes de las puertas, se instalaron cristales laterales al ras y se alisó la carrocería para eliminar las manijas de las puertas. El frontal fue rediseñado con nuevos parachoques cromados y los faros originales fueron sustituidos por unidades dobles apiladas.

Las ruedas traseras fueron cubiertas y se añadieron aletas traseras prominentes, con luces traseras detalladas. Un cromo brillante adorna estas aletas y los parachoques traseros, debajo de los cuales se encuentran cuatro salidas de escape cromadas y acanaladas montadas en el centro. La carrocería está pintada en una elegante combinación de blanco y fucsia.

Según el propietario, este Chevy 210 de 1957 incorpora piezas de modelos Chevy, Pontiac, Oldsmobile, Studebaker, Lincoln y DeSoto. En la construcción de El Capitola se añadieron 630 libras de carrocería adicional. El interior cuenta con cuatro asientos individuales giratorios y un televisor, manteniendo el diseño original de la cabina creado por Eddie Martínez en 1958.

Mecánica acorde a la época

Bajo el capó, el Chevy 210 de 1957 tiene un motor V8 cromado de 265 pulgadas cúbicas, gestionado por una transmisión de tres velocidades con cambio en la columna de dirección. “El Capitola” fue reconocido como “Best of Show – Concours de Sport” por un panel de 50 jueces, incluidos 24 jueces jóvenes que evaluaron el diseño, el estilo y la elegancia. ¿Cómo defines a este extraño modelo de fines de los años 50?

2024-06-12T00:46:09Z dg43tfdfdgfd